SENDERISMO

¡Pies, para qué os queremos!

¿Para caminar por ejemplo? Y ya que podemos, ¿por qué no aprovechar para realizar una actividad tan saludable como el senderismo conociendo bonitos entornos, disfrutando de la naturaleza o el arte?

Nos acercamos a distintos parques naturales con el fin de recorrer sus rincones por medio de sus itinerarios homologados.

Por norma general estos senderos están perfectamente señalizados y no suelen entrañar más dificultades que la exigencia que imprimen algunos desniveles, el estado del firme que se pisa (pedregoso o resbaladizo, por ejemplo) o la propia meteorología (calor, tormenta…). No obstante, en alguna ocasión los despistes nos han jugado malas pasadas desviándonos de algunos trayectos, pero afortunadamente el sentido común y poco de tecnología GPS nos han devuelto al camino correcto.

Pocas veces nos hemos atrevido con el excursionismo, que a diferencia del senderismo, consiste en recorrer entornos aislados sin señalizar ni trazar y que además pueden entrañar mayores dificultades técnicas a la hora de llevarlos a cabo. Como aventura está bien, pero la incertidumbre a veces puede minar la moral.

Por su parte, apostamos por una práctica responsable, en la que prima el respeto y cuidado del medio ambiente intentando siempre crear el menor impacto posible en la fauna y flora reinante. Hay que estar concienciados en llevar contigo la basura que produzcas cuando no existan recipientes destinados a su almacenaje.

Entre los beneficios que conlleva el ejercicio del senderismo destacamos la tonificación de los músculos y huesos, favorece al sistema circulatorio reforzando nuestro corazón, mejora la salud mental y además, es una práctica que puedes compartir con amigos y familia para disfrutar de agradables jornadas al aire libre.

El senderismo también nos ha dado algunas lecciones, como por ejemplo: llevar un calzado adecuado, usar ropa acorde con la época del año, no olvidar la crema solar y una gorra, ser previsores en cuanto a comida y agua y disponer de algunos artículos de primeros auxilios (desinfectantes, tiritas…) El móvil siempre nos vendrá bien para alguna emergencia y para el posicionamiento GPS, aunque a veces la cobertura lo pone difícil en las rutas de montaña. No obstante, lo mejor que podemos hacer es informarnos previamente de las características del sendero y consultar el servicio meteorológico.


Follow Us